Nunca pensé que lo llevaría siempre junto a mi

Nunca pensé que lo llevaría siempre junto a mi

Hace ya unos años, conocí al chico de mi vida, tímido y cariñoso, trabajador e inteligente, todo iba sobre ruedas y 2 años después decidimos casarnos, hicimos todos los preparativos e incluso compramos un piso, pensé que estaría con el siempre.

Un par de meses antes de la boda, le detectaron una horrible enfermedad que le daba solo 1 mes de vida, no podía entender porque la vida era tan injusta.

Mi sueño de boda, familia y vejez junto a él se desvanecieron en pocos instantes, lo cierto es que no esperaba que el tomara las riendas del problema y me explicara que la vida es pasajera y que de alguna forma algún dia volveríamos a estar juntos.

Aquel mes lo dedicó a prepararme para su partida, papeles, consejos, y su última voluntad. Además entendí que siempre me protegería allá donde estuviera. Me dijo que tenia que cuidarme por fuera y por dentro que el me vería y quería verme como siempre o mejor.

El quiso que una pequeña parte de él siguiera conmigo en mi camino, que cada vez que estuviera baja de ánimo pensara en que lo tenía junto a mí.

Y así lo hice, conseguí hacer un recuerdo de cristal con sus cenizas integradas, en la web de ETERNIMA pude escoger el colgante que más me gustó y con un poquito de sus cenizas conseguí un recuerdo que va conmigo a todos lados.

Sé que donde esté, verá que cumplí con su última voluntad y sé que lo llevo conmigo en el colgante y en mi corazón.

A todas esas personas que pierden a la persona que aman, yo conseguí entender que la vida es una parte del camino y ese camino tiene fin, pero que las almas vuelven a estar juntas tarde o temprano.